Desayunando en Stage Door (New York)


Sí, el destino que elegimos para las vacaciones de este año ha sido Nueva York. Era una de las ciudades que teníamos pendientes y este verano nos hemos decidido a cruzar el charco para recorrer sus múltiples calles y comer, comer y comer. Porque a nosotros lo que nos mueve es la comida 😉

Aquí una servidora se pasó toda la semana anterior al viaje recopilando información de amigos, guías, blogs y revistas para poder llegar allí y saber exactamente qué era lo que no nos podíamos perder. Para el tema restaurantes confeccioné un plano extragrande señalando con rotuladores de colores todos los locales que había visto y oído y así poder saber dónde desayunar, comer o cenar en función del barrio en el que estuviéramos. Nos gusta ir sobre seguro (o casi seguro) en ese tema, ¿se nota no?

En realidad, para comer por Nueva York no hay problema ninguno; en cada calle y esquina, estés donde estés, habrá la posibilidad de comer ya sea de restaurante, a base de comida rápida o en un puesto callejero. Y eso ocurre para desayunar, comer o cenar. Increíble. Aunque parezca algo trivial, no todas las ciudades poseen esta cualidad.
En nuestro queridísimo plano (lo guardaré como recuerdo, ¡vale su peso en oro!) apunté lugares cercanos al hotel para poder desayunar. Tuvimos mucha suerte porque a dos calles de nuestro hotel tenía apuntado el restaurante Stage Door, un lugar que sirve todo tipo de desayunos posibles: tortillas, huevos, waffles, tortitas, bagels, sandwiches, muffins,… y hasta cereales!
Tortilla de tres huevos con queso y patatas caseras
Tortitas (pancakes) con fresas
Siropes y mermeladas para acompañar

Pedimos dos desayunos: uno a base de tortilla y otro con tortitas. El café, el vasito de zumo natural, las tostadas y el agua están incluidos en el precio del desayuno (rondan entre los 7 y 10 dólares). Todo lo que probamos estaba delicioso, a excepción del café acuoso al que los de este lado del charco no estamos acostumbrados.

Precio (2 personas): $17,00 sin propinas (unos 16€ con la propina que dejamos nosotros). Nos pareció un precio razonable por los dos megadesayunos a la americana. Probamos desayunos similares otros días y este fue el más barato de entre todos y, además, el más bueno.

Stage Door
5 Penn Plaza
Corner of 33th Str. and 8th Ave.
New York, NY

About the author

Arantxa Ruano

Me apasiona hablar de comida. Aunque en realidad mi pasión verdadera es comer. Cocino para comer, salgo para comer, trabajo para comer, leo para comer mejor, hago deporte para comer más…
Arantxa Ruano

7 Comentarios

  1. Nerea
    agosto 6, 2012, 3:07 pm

    ¡Qué pancakes con fresas!

    Eso sí que son unas vacaciones super preparadas. Espero leer más lugares de ese plano neoyorquino, si no te importa compartirlos 😉

    Besos chocolateros

    Responder a este comentario

  2. Anna
    agosto 6, 2012, 5:37 pm

    Uf! Ja em preparo un lloc a primera fila si comencen les entrades sobre NYC! Impresionant!

    Responder a este comentario

  3. Neus. La meva Barcelona.
    agosto 8, 2012, 7:27 am

    Así si se puede empezar bien el día! A mi tb me gusta mirar antes los sitios para comer pq después se acerca la hora, hay hambre, estas cansado y acabas comiendo en el peor sitio y más caro según la ley de Murphy.

    Responder a este comentario

  4. Olivia
    agosto 8, 2012, 6:32 pm

    QUé alucine las fotos. Me apunto la dirección en mi Mouleskine de Nueva York, para que no falte una visita allí cuando viaje (si viajo, jeje) Un abrazo

    Responder a este comentario

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Arantxa

    Soy Arantxi

    Escribo el blog porque me encanta hablar de comida. En realidad mi pasión verdadera es comer. Cocino para comer, salgo para comer, trabajo para comer, leo para comer mejor, hago deporte para comer más,… mi vida gira en torno a la mesa.


Suscribete al blog con su email