Escalivada


Típico plato que me suelo pedir en los restaurantes pero que nunca había probado a cocinar. ¡Con lo sencillo que es!

2 pimientos rojos grandes

1 berenjena grande
3 cebollas dulces grandes
aceite de oliva
sal
Se envuelve cada una de las piezas en papel de plata echando un poco de aceite de oliva en cada una de ellas. Asamos en el horno durante aproximadamente una hora a 180 grados, dándole la vuelta de vez en cuando.
Sacamos del horno y dejamos enfriar. Quitamos la piel (quizás esta sea la parte más complicada de toda la receta. aunque si está todo bien asado saldrá bien la piel) e intentamos hacer tiras para ir colocándolo en una bandeja. Añadimos un poco más de aceite y sal y listos!

Sugerencia: ponerle queso de cabra gratinado por encima, es una combinación perfecta!

About the author

Arantxa Ruano Me apasiona hablar de comida. Aunque en realidad mi pasión verdadera es comer. Cocino para comer, salgo para comer, trabajo para comer, leo para comer mejor, hago deporte para comer más... Arantxa Ruano

4 Comentarios

  1. starbase
    septiembre 6, 2009, 8:08 pm

    La escalibada i l’esqueixada són mis dos platos ‘fàciles de hacer’ favoritos.

    Muy buena pinta!!

    Responder a este comentario

  2. Sorokin
    septiembre 6, 2009, 9:32 pm

    ¡Magnífico! suena muy fácil, así que lo voy a intentar. ¿Y el bacalao, cuándo se pone?

    Responder a este comentario

  3. DelikatEssences
    septiembre 7, 2009, 12:57 pm

    Una pintaza que tiene eso.

    Responder a este comentario

  4. sol
    septiembre 9, 2009, 2:03 pm

    ¡Me encanta la escalivada!
    Me parece muy buena idea agregarle cebolla, nunca le he puesto, probaré.

    Responder a este comentario

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Arantxa

    Soy Arantxi

    Escribo el blog porque me encanta hablar de comida. En realidad mi pasión verdadera es comer. Cocino para comer, salgo para comer, trabajo para comer, leo para comer mejor, hago deporte para comer más,… mi vida gira en torno a la mesa.


Suscribete al blog con su email